LesGaiCineMad: En la gama de los grises

En la gama de los grises es una película chilena que nos habla de un mundo de blancos y negros, heterosexuales frente a homosexuales, y de la gente que vive en esa gama de grises en la que todo resulta más complejo.

Diego Manuel Béjar • 03/11/2015

En la gama de los grises | Foto: Uso permitido

lesgaicinemad en la gama de los grises claudio marcone rodrigo norero

La sinopsis de la película nos cuenta que Bruno, a sus 35 años, es un arquitecto con una vida perfecta: casado, con un hijo y un buen estatus. Todo cambiará cuando un constructor (que parece no tener buena reputación) le encarga un proyecto de arquitectura (bastante indeterminado, por cierto, pero ya hablaremos de la elipsis) y, por alguna razón, le pone en contacto con Fer, un joven profesor y guía turístico que le debe servir de inspiración.

Con esta información, y sabiendo que la película se proyecta en el LesGaiCineMad, es bastante evidente lo que va a pasar. Sobre todo cuando a los pocos minutos vemos que Bruno está viviendo fuera de su casa porque necesita estar solo "para pensar". Y, ciertamente, en la primera mitad de la película es lo que pasa. Sin embargo, el director Claudio Marcone, con guion de Rodrigo Norero, consigue que no sea una cinta aburrida e, incluso, que no sea tan predecible.

A pesar de unos primeros minutos donde se nos muestra la soledad del personaje (llegué a pensar que estaba ante un ejercicio de modernismo en plan cine mudo), rápidamente arranca la historia con todos sus personajes. Es entonces cuando descubrimos que, a pesar de que podría parecer una historia predecible y por tanto aburrida, nos encontramos con un recurso: la elipsis. Según vamos viendo la historia nos encontramos con saltos en el tiempo (siempre hacia delante) en los que nos damos cuenta de que nos han privado de ver aquello que en nuestra imaginación ya habíamos previsto. De esta manera tan sagaz le da la vuelta a la tortilla y, en lugar tener al espectador anticipándose a lo que va a pasar, consigue llevarle a pensar en lo que ha pasado.

A mi juicio (que es muy personal, no lo olviden nunca, y reconozco que soy de gustos peculiares) la cinta gana mucho en la segunda parte, de la que no puedo contar nada porque se trata de que vayáis a verla. Cuando ya ha pasado todo lo que podríamos imaginar por la sinopsis, la película coge velocidad y da un pequeño giro en el que el título adquiere el protagonismo para llevarnos a un final abierto como la vida misma y no tan predecible.

En general, En la gama de los grises es una película recomendable dentro de la poca variedad argumental que se puede encontrar en el subgénero de autodescubrimiento (que salvo elogiables excepciones básicamente se divide entre jóvenes en el lago y treintañeros en la ciudad). A pesar de mis reticencias iniciales consiguió mantener mi atención y dejarme un buen sabor de boca. Como valor añadido, tiene el mérito de hacernos ver una realidad que muchas veces se nos pasa por alto a los que presumimos de tener las cosas claras y estar "muy" fuera del armario.

Comentarios

También te puede interesar...

Más en Cine

© Looping Media, S.L., 2007-2018
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto