Chat

Contactos

Fotos

Guía

Mario Rodríguez: "El día que vea que no puedo con la vida (política) me iré a mi casa con mis perros"

Hablamos con Mario Rodríguez (Mario Erre en sus colaboraciones en Universo Gay) en relación a su candidatura como persona LGTB en la lista "Ahora Vecin@s" en las elecciones abiertas de Ahora Madrid para vocales vecinos del distrito centro de Madrid.

Daniel García • 26/09/2015

Mario Rodríguez | Foto: Uso permitido

mario erre mario rodríguez errando ahora madrid podemos ganemos madrid españa

¿Qué es un vocal vecino?

Es el escalafón político más cercano al ciudadano, y no por eso el más bajo aunque sí el peor pagado. Es la persona que canaliza las quejas y los ruegos de los vecinos adecuadamente. Muchas veces perdemos mucha energía protestando ante quien no puede hacer nada o la malgastamos lamentando inútilmente, y de paso haciendo partícipe a gente que no tendría por qué serlo, problemas cuya manera más fácil de que entre en vías de solución es tocar la puerta de alguien de tu mismo bloque o darle un grito por la ventana al vecino de enfrente para que acuda y contárselo.

Dices que es el peor pagado. ¿Cuánto gana un vocal vecino?

El peor alcalde de la Historia ya no de Madrid si no de la Historia del municipalismo, Ruiz Gallardón, elaboró un reglamento pensado para desdibujar la figura del vocal vecino, que hasta entonces se llamaba concejal de distrito, hasta convertirlo en una figura invisible y cuya única función era la de ser la voz de su amo, máxime con las mayorías absolutísimas de la era PP, y, además, estableció unos sueldos y unas dietas adecuadas para que solamente alguien con una economía desahogada pudiera permanecer en el cargo. Ha habido muchos vocales de IU e incluso del PSOE y hasta de UPyD que han hecho una buena labor de oposición pero no han podido permanecer mucho tiempo porque era eso o comer.

¿Eso significa que tienes mucho tiempo libre y desahogo económico?

En absoluto. Ninguna de las dos cosas, más bien lo contrario.

¿Y entonces?

Me administro bien dentro de la estrechez tanto de dinero como de tiempo, y no estoy para nada obsesionado con el dinero. Prefiero vivir “a mi manera”.

¿Por qué te presentas?

Porque, aunque soy gallego y he vivido en Argentina mucho tiempo, llevo viviendo casi dos décadas en Madrid, en este Distrito Centro, y como dicen por ahí "si vienes a Madrid ya eres de Madrid", por lo que me siento de esta ciudad y he visto y sufrido su decadencia: la de una ciudad que fue puntera en Europa y el mundo en aspectos como libertades y cultura y por culpa de la derecha no es ni la sombra de la sombra de lo que fue.

¿Y por qué en Centro?

Porque es donde vivo y donde he vivido siempre. Llegué a Madrid procedente de Buenos Aires en 1998 y en 1999 ya vivía en Chueca, concretamente en la plaza de Pedro Zerolo, entonces Vázquez de Mella, cuando ni siquiera era una plaza si no un aparcamiento horroroso de cuatro plantas hacia arriba y otras tantas hacia abajo y que en un año se convertiría en un desierto de hormigón lleno de terrazas ilegales. Así nos engañó Gallardón: haciendo una ciudad que hasta nos llegó a parecer moderna a costa de vivir en una obra permanente e inservible para enriquecer a sus amigos y endeudarnos por varias generaciones

¿Tienes cierta obsesión con Gallardón o me lo parece a mí?

Ninguna, pero, como te dije antes, creo que él y su equipo de aprendices de “Chicago boys” han sido la mayor desgracia que le ha sucedido a Madrid desde el incendio del Palacio Real en el siglo XVII. A mi nunca me engañó. No sé por qué pero le calé rápido, quizás porque llegaba de Argentina donde la clase política es aún peor que la española y los “gallardones” crecen por cada esquina, pero engañó a la mayoría con sus obras faraónicas y su falsa aureola de “progre” por más que, como al final aquí, por más Madrid que sea todos nos conocemos, se escuchaban las historias de su mayordomo y su despotismo de puertas hacia adentro y de como era realmente y yo me decía “¿pero cómo es posible que la gente no se de cuenta?”. Lamentablemente tuvimos que esperar a que casi tirara por la borda muchos años de lucha de las mujeres con la ley del aborto para darnos cuenta de como era este pájaro. Y a los madrileños, de propina, la mayor deuda vista jamás en un consistorio.

¿Fue peor Gallardón que Botella?

Muchísimo peor Gallardón, de aquí a Lima. Botella era una necia, pero no engañaba a nadie. Ella te la soltaba sin anestesia: peras, manzanas… era una señorona muy derechas orgullosa de serlo y sin complejos. Nunca trató de engañar con su verdadera ideología ni de parecer lo que no era. Y dentro de lo malo incluso resulto ser mejor gestora de la economía municipal que Gallardón. Además le debemos muchos momentos gloriosos. Hizo que dentro del horror político que estábamos viviendo pudiéramos reírnos cada vez que abría la boca. Nunca el mundo del circo y el de la política volverán a ir tan de la mano, aunque también tuvo momentos lamentables y de ninguna risa como su lamentable gestión del caso Madrid Arena, paradigma de una época negra: el negocio inmobiliario sobre la seguridad de las personas o el tema de los fondos buitres. Ninguno de los cuatro alcaldes de esa era negra tiene nada de lo que enorgullecerse.

Volviendo al tema de la entrevista, sueles comentar que el Orgullo es un negocio para cuatro. ¿Crees que puedes ayudar a que cambie?

Por supuesto. De hecho esa es la idea tanto mía como de Ahora Madrid Centro. Hemos vivido un proceso de privatización del Orgullo en manos de un par de empresas amigas de la anterior administración y creemos y creo que es hora de devolverle a esa fiesta de todas y todos su espíritu inicial: el Orgullo debe de volver a ser, además de una fiesta de barrio, una fiesta madrileña, nacional e internacional, donde no prime el negocio de unos pocos y si la celebración tanto lúdica como reivindicativa de unos derechos por los que se lleva luchando muchos años y que no se terminan de conseguir del todo. Eso no quiere decir que no vaya a haber fiesta, de hecho la habrá y probablemente mucho más divertida y mucho más “cool” que traer a concursantes de “reallities” muchas veces lgtfóbicos a llenarse los bolsillos deun dinero que se puede gastar en muchísima ciltura para todos los gustos. Porque ya puestos a malgastar, siempre es mejor traer a Depeche Mode o Madonna que a Paquirrín.

¿Qué otras aportaciones a la comunidad LGTBI crees que puedes hacer desde la Junta Municipal?

Muchas. La comunidad LGTBI no son solo un sector de personas entre los 18 y los 55 años. Me preocupa y nos preocupa el tema de los mayores LGTBI que en un panorama donde abunda tanto la soledad se vean abocados a ingresar en residencia que supongan una vuelta al armario. Está el tema de las trans y esa ley nefasta del 2007 de la que parece que Cifuentes quiere hacer una versión 2.0. No es un tema de competencia de distritos, obviamente, pero se podrá luchar mejor por las personas desde una junta que desde una manifestación en la era de la ley mordaza. Y muchas más cosas como luchar contra la lgtbifobia con campañas de concienciación en ámbitos como el educativo, el deportivo o el policial. Tenemos el modelo de policía social de Fuenlabrada demasiado cerca como para desaprovechar la oportunidad de importarlo.

¿Y al resto de la comunidad?

Yo estoy comprometido con los colectivos marginados, desde siempre, y, al final, los problemas de todos ellos son muy parecidos. Hablaba antes de los mayores LGTBI, pero es que muchos mayores “no LGTBI” también están solos y desde el ayuntamiento se debería de impulsar junto con colectivos sociales la creación de redes solidarias. Lo mismo con inmigrantes, niños absentistas escolares por causa de familias en exclusión sociolaboral…

¿Crees que el actual equipo está respondiendo a las expectativas creadas?

Es como todo, después del subidón que supuso la “liberación” de Madrid nos encontramos con que los problemas que había el 12 de junio siguen ahí y hay que solucionarlos. Y 26 años de derechona son muchos años. Manuela y su equipo son superhéroes por haber conseguido lo que parecía inconseguible: acabar con la carrera política de Aguirre y echar a la derecha, pero por más que lo sean ni con una varita mágica de ultimísima generación podrían solucionar en cien días el desastre con el que se han encontrado. Y encima con toda la maquinaria mediática gurteliana enfrente. He llegado a ver en tuits de cuentas del PP críticas a la gestión de Ahora Madrid ilustradas con fotos de la huelga de basuras contra Ana Botella. Es de locos. Y lo malo es que hay quien se lo cree y los cuatro fachas que vociferan tanto que parecen cien mil.

¿Repetirá Manuela?

Si ella así lo quiere no me cabe duda.

Te conocemos por tu faceta de activista, articulista y colaborador en medios de comunicación siempre muy crítico y muy a la izquierda. ¿A qué se debe este salto a la política activa?

Siempre me ha interesado la política aunque veía con escepticismo participar de ella, de ahí que me permitiera despotricar desde mis artículos a diestro y siniestro, pero con la llegada de Podemos y, a nivel local, Ahora Madrid sentí que lo poco o mucho que pudiera hacer en política solamente lo iba a poder hacer desde organizaciones así, y por eso me acerque en primera instancia y con cierta timidez al Círculo LGTBI de Podemos, pero allí me encontré con gente como yo. Era la primera vez que me entendía políticamente con gente con solo una mirada. Lo mismo me sucedió después cuando entre ya más en el partido y en Ahora Madrid, donde soy actualmente miembro de la mesa de coordinación del distrito Centro.

¿Tu carrera política acaba en el Distrito Centro de Madrid o esto es un trampolín para puestos más altos?

Mi carrera política acabará donde la gente y mi gente quiera que acabe, aunque ya te avanzo que es de corto recorrido. No me veo con 50 años haciendo campañas electorales.

Dentro de poco te estrenas en Magayzine presentando un programa político. ¿Es compatible el cargo de vocal vecino con presentar ese programa de televisión?

Eso te lo podré contestar muy pronto, aunque estoy seguro de que sí. Ya te dije que administro muy bien el tiempo. Y además creo que son tareas complementarias: la política y su difusión. ¿Por qué no juntarlas?

¿Qué es lo primero que harás si resultas elegido?

Dar las gracias a quien me ha elegido y ponerme a su disposición.

¿Y lo que nunca harás?

Incumplir una promesa. No es lo mismo traicionarse a uno mismo que traicionar la confianza que te han dado para algo tan importante como gestionar lo que es de todas y todos y encima tratar de justificarlo. El día que vea que no puedo con la vida (política) me iré a mi casa con mis perros.

Por último: ¿Cómo hay que hacer para votar en las primarias de Ahora Madrid?

Se trata de primarias abiertas de un partido. Ahora Madrid ha dado la posibilidad de que sea la ciudadanía quien elige a los 9 vocales que le corresponden cada Junta. En mi caso la de centro, donde me presento dentro de la lista consensuada entre Podemos y Ganemos plataforma en la que se encuadran IU, Equo y los movimientos sociales) y que se llama “Ahora Vecinxs”. De esa lista hay que elegir a ocho vocales y tres suplentes. Nos hemos comprometido a rotar para que podamos pasar todas y todos por la Junta, por lo que no hay problemas de egos ni celos, además todas y todos somos gente muy comprometida y muy solvente, así que el domingo 27 y el lunes 28 no tenéis más que acercaros a la Librería Traficantes de Sueños (único punto de votación confirmado a fecha de hoy) en la calle Duque de Alba 13 (metro Tirso de Molina) entre las 12:00 y las 20:00 y votarnos. Cualquier duda sobre este proceso se puede consultar en las redes sociales de Ahora Madrid y Ahora Madrid Centro.

Comentarios

Relacionado con Madrid

Contactos en Madrid Chat Gay Madrid Chat Lesbianas Madrid Guía LGTBI de Madrid Noticias de España

También te puede interesar...

Más en Entrevistas

© Looping Media, S.L., 2007-2018
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto