Chat

Contactos

Fotos

Guía

Esvásticas, grafitis y vandalismo irrumpen en el plebiscito sobre el matrimonio igualitario en Australia

A seis semanas de la fecha límite para el final de la consulta postal sobre la legalización del matrimonio igualitario en Australia, la violencia irrumpe en forma de esvásticas y grafitis, agresiones físicas y actos de vandalismo a las viviendas que exhiben su apoyo al SÍ o símbolos arco iris.

Luis M. Álvarez • 27/09/2017

Esvásticas y grafitis en Australia | Foto: Uso permitido

australia sydney brisbane tasmania matrimonio igualitario malcolm turnbull terri butler anna brown lyle shelton homofobia transfobia bifobia

Si el ambiente ya estaba caldeado antes incluso de que comenzara la consulta sobre el matrimonio igualitario en Australia, desatando la polémica un sacerdote que pedía «disparar a los homosexuales», a seis semanas de la fecha límite para que los formularios de la encuesta sean recibidos por la Oficina Australiana de Estadísticas, la violencia irrumpe en Australia en forma de esvásticas y grafitis, agresiones físicas y actos de vandalismo a las propiedades en las que ondean símbolos arco iris. Da la impresión de que algunos parecen haberse empeñado en contradecir las afirmaciones de su Primer Ministro, Malcolm Turnbull, quien decía que «de manera abrumadora, los australianos se están involucrando en este debate con respeto».

Grafitis en Australia | Foto: Uso permitido

«Vote no a los maricas» y «maricones no son bienvenidos», son algunos de las frases que aparecieron junto a unas esvásticas en el vagón de un tren de la línea circular de Quay, en Sydney, la semana pasada, según denunciaba un usuario que decide subir unas fotografías ilustrando lo que denomina un grafiti «absoluta y jodidamente repugnante». Un portavoz de la compañía asegura que fue «inmediatamente removido». Otro usuario publicaba en us cuenta de Twitter imágenes en las que el odio iba dirigido también contra los asiáticos, así como una amenaza dirigida directamente al Primer Ministro.

«Soy una mujer bi y un día podría querer casarme con la mujer que me encanta. Vivimos en una calle principal y sólo queríamos que todos los que pasaran por delante se sintieran queridos y apoyados. Esta es la primera cosa que he experimentado como flagrante homofobia», declara Olivia Hill, de 22 años de edad y vecina de Brisbane, quien había colocado una banderas en favor del «SÍ» y lazos arco iris, pero que está «increíblemente aterrorizada» después de que un individuo lanzara tres piedras grandes a través de su ventana mientras profería gritos de carácter homofóbico.

Vandalismo en Australia | Foto: Uso permitido

La policía de Queensland investiga otros cuatro incidentes similares en el sur de Brisbane este mismo fin de semana, en donde también aparecieron esvásticas y grafitis homofóbicos en tres de las propiedades que exhibían símbolos arco iris. «Esa es la forma en que esta campaña te afecta. Trae viejas cicatrices de ser acosado, intimidación que muchos no han visto por décadas, y encima de eso hay este racismo velado en todas partes», declara Brad Harker, abogado del colectivo LGBT, que tiene miedo a ser víctima de estos ataques al exhibir los mismos símbolos en su propia casa.

Por otro lado, en Tasmania, la policía ha acusado a un individuo de 32 años de edad de agredir físicamente a una adolescente de 16 años de edad, Thalia Black, una transexual que participaba con un amigo en «un debate de igualdad matrimonial». «Estaba muy asustada, no me siento tan segura como solía (Me pregunto si voy a ser atacada de nuevo», declara la víctima, al que su agresor intentó estrangular con sus propias manos. Mientras tanto la Universidad de Tasmania aparecía forrada de carteles con esvásticas, imágenes de Adolf Hitler y todo tipo de mensajes homofóbicos.

«Siempre condeno la violencia y la conducta incivil», publica en su cuenta de Twitter, Lyle Shelton, director gerente del Lobby Cristiano Australiano y líder de la campaña a favor del «NO», pero la Coalición para el Matrimonio, que hace campaña en el mismo sentido, no ha llegado a condenar directamente este tipo de incidentes, aunque ha invitado a todos los que quieran participar en el debate a «hacerlo de manera respetuosa».

«Todavía no hemos visto un solo material de campaña positivo de la campaña del «NO» (…). La Campaña de Igualdad se siente profundamente preocupada por la cantidad cada vez mayor de material anti-LGBTI no autorizado y su contenido. Estos materiales están afectando a las personas LGBTI, sus amigos y familias», declara Anna Brown, co-presidenta de Australia Para la Igualdad, confirmando que la campaña por el «SÍ» continuaría siendo inclusiva, positiva y respetuosa.

«Puedes tratar de mejorar los peores aspectos de la consulta, pero no puedes arreglar un proceso que es inherentemente incorrecto. Al final del día, estamos pidiendo a la mayoría que juzgue los derechos humanos de una minoría», declara Terri Butler, portavoz del Sindicato por la Igualdad, que se había opuesto a la celebración de esta consulta, al igual que lo hacía el 62 % de los australianos, instando al Parlamento en su obligación de aprobar la ley en favor del igualdad, quien ha tildado estos incidentes como «abominables».

Comentarios

También te puede interesar...

Más en Noticias gays

© Looping Media, S.L., 2007-2018
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto