Chat

Contactos

Fotos

Guía

Repunte de homofobia a pocas semanas de la inauguración de los JJ.OO. de Río de Janeiro

Tres crímenes de odio al colectivo LGTB hacen sonar las alarmas de la homofobia en Brasil a pocas semanas de la inauguración de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.

Luis M. Álvarez • 06/07/2016

Juegos Olímpicos Facebook | Foto: Uso permitido

brasil río de janeiro juegos olímpicos

A pocas semanas del comienzo de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro además del temor al virus del Zika, la carencia de infraestructuras y el aumento de la delincuencia en Brasil, tenemos que sumar una oleada de violencia contra homosexuales y transexuales. Se ha informado de tres asesinatos recientes, cuyas víctimas eran gays o transexuales, quienes no fueron víctima de ningún robo, indicando que fueron víctimas de crímenes de odio, para los que la policía tampoco parece haberse molestado en detener a ningún sospechoso.

Gabriel Figuera Lima, de 21 años de edad, apareció en una calle de Amazonia con un cuchillo en el cuello. Unos días antes, en el estado costero de Bahía, los cuerpos de profesores, Edivaldo Silva de Oliveira y Jeovan Bandeira, fueron encontrados carbonizados en el maleteros de un coche en llamas. A finales del mes de junio, Wellington Júlio Mendonça de Castro, de 24 años de edad, era apaleado y apedreado en una carretera al noroeste de Río. El Grupo Gay de Bahía (GGB), la organización brasileña más antigua en la defensa de los derechos LGTB, denuncia que estos crímenes son sólo la punta del iceberg porque, según ellos, cerca de 1600 personas han muerto por ataques motivados por homofobia en los últimos cuatro años en Brasil.

En Brasil las víctimas de este tipo de crímenes sufren dos tipos de discriminación, la de sus agresores y la de la policía, además de que las cifras ni siquiera son fiables porque muchos crímenes ni siquiera son reportados. A esto añadimos el aumento de la popularidad de los políticos conservadores y evangélicos, que se resisten a una legislación progresiva que fomente la tolerancia y el respeto desde la escuela.

Este repunte de homofobia no deja de ser contradictorio si tenemos en cuenta que Río de Janeiro tiene una larga tradición de ser un destino habitual para la comunidad LGTB en Sudamérica y refugio para personas transexuales que acuden a realizar sus operaciones quirúrgicas. A mediados de los años 90, Brasil fue uno de los primeros países en ofrecer medicación antirretroviral gratuita para personas infectadas con el VIH, y en 2003 se convierte en el primer país latinoamericano en reconocer el matrimonio igualitario. Pero esta ola de violencia homofóbica pone en tela de juicio esta actitud progresista, además de que el país se encuentra en plena recuperación de una recesión, enfrentándose al desempleo y un proceso de destitución contra su presidenta, Dilma Rousseff.

La «violencia homofóbica ha alcanzado niveles de crisis, y es cada vez peor», declara Jandira Queiroz, coordinador de movilización de Amnistía Internacional Brasil, donde la delincuencia callejera se ha incrementado este año hasta un 24 % y los homicidios un 15 %, dejándose sentir con mayor peso en la comunidad LGTB. Al igual que muchos atletas y personalidades se pronunciaron en contra de las políticas homofóbicas de Rusia, durante los Juegos de Invierno de Sochi, en 2014, se espera que se realcen protestas a medida que llegue la inauguración de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, el 5 de agosto.

Comentarios

También te puede interesar...

Más en Noticias gays

© Looping Media, S.L., 2007-2018
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto