Rusia censura una página LGBT que considera «propaganda de relaciones sexuales no tradicionales»

El Servicio Federal de Supervisión de las Telecomunicaciones, Tecnologías de la Información y Medios de Comunicación rectifica su postura con respecto a una popular página de contenido LGBT, Gay.ru, que en 2013 no violaba la ley de propaganda homosexual, pero a la que da ahora un plazo de 24 horas para ajustarse a la ley al considerar que sí hace «propaganda de relaciones sexuales no tradicionales».

Luis M. Álvarez • 02/04/2018

Gay.ru | Foto: Uso permitido

rusia ley de propaganda ed mishin gay.ru censura discriminación

El Roskomnadzor, como se conoce al Servicio Federal de Supervisión de las Telecomunicaciones, Tecnologías de la Información y Medios de Comunicación de Rusia, considera en 2013 que la página Gay.ru no viola la ley de propaganda homosexual, año en que entra en vigor la polémica ley. Desde entonces la actitud hacia la comunidad LGBT se ha deteriorado progresivamente en el país presidido por Vladimir Putin, lo que sumado a un reciente fallo judicial producido en Siberia, en el que afirman que la popular página ha divulgado «información que promueve relaciones sexuales no tradicionales», provoca que este viernes, 30 de marzo, el organismo de censura envíe una notificación en la que concede un plazo de 24 horas para eliminar esa «información no específica y prohibida para su difusión en la Federación Rusa».

Gay.ru es una página de divulgación de noticias relacionadas con el colectivo LGBT, que incluye una sección donde proporcionan información sobre personas y eventos relacionados con la historia de la comunidad LGBT. Su portavoz, Ed Mishin, recuerda que han estado online «durante 20 años, desde septiembre de 1997», y que su contenido «está dirigido a personas mayores de 18 años, para lo que contiene una advertencia apropiada». Asimismo, desconocen tanto el contenido del fallo judicial de Siberia como el contenido específico al que alude el Rsokomnadzor y por el que se exponen al cierre del acceso a su página.

Vladimir Putin firma la Ley de propaganda homosexual en 2013, desatando la homofobia en la Federación Rusa, donde se llegan a triplicar los crímenes de odio contra los miembros del colectivo LGBT. Durante las últimas elecciones presidenciales, se llega a publicar un spot que refleja de manera peyorativa el pánico gay del votante de Putin, mientras que una encuesta reciente refleja que el 83% de los rusos considera que el sexo gay es «reprensible». Esta situación que ha llevado a muchas personas a huir del país, solicitando asilo como refugiados por miedo a perder su vida o el riesgo que supone su orientación sexual para ellos mismos o sus familiares.

La hostilidad surge desde ámbitos religiosos y políticos, donde trabajan mano a mano para estigmatizar a las personas homosexuales, bisexuales y transexuales, así como implementando leyes a favor de la discriminación. Un líder de la Iglesia Ortodoxa llega a proclamar en febrero que la iglesia tiene el poder de «curar» la homosexualidad a través de terapias de conversión. En la misma línea, el obispo de la diócesis de Moscú, Ilarión Alféyev, asegura que la iglesia puede hacer que las personas LGBT se transformen en heterosexuales para convertirse en «un hombre de familia con todas las de la ley».

Comentarios

También te puede interesar...

© Looping Media, S.L., 2007-2018
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto