Chat

Contactos

Fotos

Guía

28 de junio

No lo es todo, pero tampoco es una fecha más. El 28 de junio es un símbolo de la lucha y una prueba de que, si unimos fuerzas, podemos conseguir grandes cosas.

Diego Manuel Béjar • 28/06/2014

Victoria LGTB | Foto: nito100/iStock/Thinkstock

28 de junio stonewall gay

Quiero repetir la historia que ya he contado otras veces, porque lamentablemente mucha gente, incluso dentro del colectivo LGTB, ignora por qué celebramos el Orgullo y por qué es en estas fechas y con el 28 de junio como epicentro.

Tal día como hoy, hace 45 años, hubo una redada en el Stonewall Inn. de Nueva York. Se trataba de un bar en el Greenwich Village (ahora ya sabes por qué Village People se llamaban así), la zona de la ciudad que, junto a Harlem, concentraba mayor cantidad de personas LGTB. La peculiaridad de este bar, cuyas condiciones eran insalubres (no había agua y los vasos sucios se limpiaban todos en el mismo caldero), y en el que para entrar te tenía que dar acceso un portero que te evaluaba por una mirilla, era que estaba gestionado por la mafia y se servía alcohol a los homosexuales, quienes incluso podían bailar juntos. Esto ahora nos parece una tontería, pero en aquella época y aquella ciudad estaba prohibido tanto servir alcohol a homosexuales como que estos bailaran. Había otras prohibiciones, como vestir ropa que no fuera acorde con el género que figurara en la documentación, lo cual señalaba a travestis y transexuales como las víctimas ideales en estas redadas (quienes “no se les notaba” no eran detenidos).

Era una redada más, aunque esta no había sido advertida a los mafiosos que llevaban el local (para eso la mafia pagaba “la gayola” a la Policía) hasta que se produjo la chispa. Todo es bastante confuso, pero parece ser que lo que pasó fue lo siguiente: Algunas transexuales y travestis se negaron a mostrar su documentación. Esto confundió a los agentes de Policía, quienes se dedicaron a requisar el alcohol y olvidaron despejar la zona rápidamente como solían hacer. Se produjo un tumulto de gente y en cuestión de minutos ya había más de cien personas. Alguien gritó “gay power”(poder gay). Comenzaron cánticos como We shall overcome (venceremos). Una mujer que estaba siendo detenida increpó al público a reaccionar. Un policía empujó a una transexual y esta respondió pegándole con el bolso. Otra mujer (descrita como “la típica marimacho”) había sido golpeada en la cabeza con una porra tras quejarse de que le apretaban mucho las esposas y se formó un revuelo cuando la metieron del furgón. A diferencia de otras ocasiones, algunos detenidos forcejeaban, se encaraban y devolvían golpes. El público arrojaba monedas a los agentes (alguien comentó que la redada se debía a que la mafia no había pagado a los policías corruptos), y ya se arrojaban botellas de cerveza contra el furgón policial. Eso ya fue imparable.

Hay mucha plumofobia, pero no olvides que el detonante, quienes primero dieron la cara, quienes se enfrentaron en primer lugar, fueron precisamente quienes “se les notaba”. Fue esa gente la que dio la cara por todos nosotros, presentes y futuros.

Los agentes de Policía tuvieron que refugiarse en el propio bar y los oprimidos no se detuvieron. Intentaron tirar la puerta abajo usando como ariete un parquímetro que habían arrancado. Se utilizó basura, contenedores, botellas y ladrillos para romper las ventanas. Cuando se derribaron los muros, los policías sacaron sus pistolas y alguien arrojó combustible al que prendió fuego. Al poco llegaron los bomberos.

También llegaron más agentes de Policía, pero la muchedumbre había cogido fuerza y se habían unido muchos indigentes del cercano Christopher Park, alentados por su trato con los clientes del bar. Los policías perseguían a los improvisados manifestantes, y estos a su vez perseguían a los agentes. Se formaron barricadas. Se escapaban los detenidos. En torno a las cuatro de la madrugada había sido disuelto todo... aparentemente.

La violencia sirvió para que al día siguiente la situación tuviera visibilidad en los periódicos. Eran otros tiempos, claro. Pero en esas fechas otras reivindicaciones de distintos colectivos (negros, mujeres...) también fueron violentas.

Los disturbios duraron unos días más y, finalmente, dieron lugar a la organización. Ya había varias organizaciones LGTB operando en la clandestinidad, con orientaciones muy variadas (desde los que apostaban por la violencia hasta los que sugerían presentar la homosexualidad como una enfermedad para obtener la aceptación del enfermo). Pero Stonewall sirvió para unir a nuestro colectivo. Sirvió para evidenciar que había que luchar. Sirvió para cambiar la forma de hacerlo, pues aunque algunas organización existían desde los años 50 muchos consideraban que eran demasiado tímidas en sus acciones. Sirvió para dar origen al activismo actual. Y, sobre todo, sirvió como un símbolo de la lucha. Más tarde aparecería la bandera del arcoíris (que al principio tenía siete colores, y en la que cada color simboliza una cosa), las manifestaciones para conmemorar la fecha, el eco internacional...

Y por todo eso es importante el día de hoy. Porque es la fecha reconocida internacionalmente en la que los dieron la cara y se enfrentaron abiertamente al poder. Porque simboliza la unión y la lucha. Porque nos recuerda que nada es gratis y que si queremos conseguir algo tenemos que salir a la calle. Porque evidencia la importancia de la visibilidad.

Hay que ser visible todos los días. Pero hoy más que nunca. Por ti, por mí, por todos. Sal a la calle. En este día se celebran actos en muchísimas ciudades. Forma parte, porque esto es también tu Orgullo: el Orgullo de ser tú mismo a pesar de todas las zancadillas.

Las opiniones vertidas por los colaboradores de Universo Gay no se corresponden necesariamente con las de la empresa editora, siendo responsabilidad exclusiva de quienes las firman.

Acerca de Diego Manuel Béjar

Diego Manuel Béjar es un emprendedor altamente relacionado con Internet, creador del portal Chueca.com y actualmente director de UniversoGay.com, entre otras iniciativas. Autor de la novela Cómo seducir a un hetero, así como varias obras de teatro representadas en Madrid, Miami, Lima y Monterrey, entre otros escenarios. Está considerado como uno de Los 100 gays del año 2000 (revista Zero, 2001) y uno de Los 25 gays con más poder (diario El Mundo, 2006). Puedes saber más sobre él en su web.

Comentarios

También te puede interesar...

Más en Todo lo que no

© Looping Media, S.L., 2007-2019
Condiciones de uso, privacidad y cookies
Quiénes somos | Publicidad | Ayuda y contacto